ADVENIMIENTOS

  A La Consagración de la Primavera, de Igor Stravinsky

 Irene Mercedes Aguirre

 La plena oscuridad, en bancarrota,

aún sostiene la farsa del silencio.

Bajo el suelo proteico,

una pulsión gigante se desata,

y entremezcla los hálitos de verde

forzándolos, de a poco, cuesta arriba.

Nada aparece, a simple vista,

sobre el ralo y raquítico terreno.

Tiempo de espera, brisa fugitiva

donde toda esperanza se aletarga

y el alma de las flores , titubea

entre la exaltación y el abandono.

Es instante augural, batuta en alto,

apenas a la vuelta de la tierra,

Allí, entre los perímetros oscuros

donde prima el olvido de la luz,

germinan movimientos verdinegros

debajo de aparentes duermevelas

arropadas de frío y tempestades.

Sitio del seco páramo que intenta

adormecer los sueños y el espíritu.

Un paso más, apenas un milímetro

de altura conseguido con esfuerzo,

empuja la vagina de Natura,

de vientre renovado y esplendente.

El amor está inquieto,

porque aún no aparecen los indicios

de febriles abrazos de la abeja y el polen,

y el colibrí no baila todavía

sobre ramas resecas del invierno.

En ese micromundo se acicalan

los bulbos estirados y lustrosos,

las semillas inquietas , las primicias,

en un coro naciente, indeclinable.

Provisorio aposento entre lo umbrío,

el suelo se estremece y se disloca,

estallan sus paredes y crisálidas.

Los campos y los valles se oxigenan

meticulosamente, poro a poro,

sin prisas y sin pausas, y se visten

con efluvios lucientes y vitales.

La tierra, sonrojada,

abre su intimidad y deja paso,

a los nuevos espacios de follaje,

mientras danzan sus ritmos recoletos

los bullentes capullos en potencia.

La torsión de un obstáculo imprevisto

deforma los cimientos vegetales

que advendrán con insólitos ramajes,

y tallos envolventes o dispersos,

al aire y a la luz recién nacida.

En esos territorios impensados,

vuelve a lucir el rito de los siglos

y se visten de atávicos ropajes

los cuentos y los mitos prometeicos.

Arriba, abajo, conjugación activa,

intercambio de líquidos vitales,

resurrección en alza, vericuetos

que asoman, la luna como cómplice.

Con la flauta de Pan bailan los faunos,

gira en sus arabescos la serpiente,

y se afilan las uñas de las fieras.

Fecunda la creación todo lo vivo,

con su danza infinita y multiforme.

Avanzada y trinchera poderosa, un arbusto escondido,

arremolina el pulso y brota al sol

¡Aleluya de vida renovada,

raíces de existencia milenaria,

hermanas de la fe y de la alegría,

por siempre!

Eternamente,

eternamente…

 

Anuncios

3 comentarios to “ADVENIMIENTOS”

  1. Por favor cambiar el color de fondo, es una lastima que una pagina tan interesante sea opacada con estos colores tan informales, como el color negro de fondo.

  2. En un mundo convulsionado y martirizado por las grandes potencias, encontrar este espacio de arte y de amor al prójimo, es gratificante.
    Gracias por brindarnos su esfuerzo en favor del arte y de nuestro espíritu.

    Enrique Godoy Durán

  3. Muy bueno, el poema , muy bueno las narraciohnes y este espacio.
    Muchas Gracias , por el envió, es muy bueno leer palabras tan bien escritas……..
    Maria Cristina Drese
    poeta del mundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: